jueves, 27 de octubre de 2011

Crash test iPhone 4S vs Samsung Galaxy S II

Tengo que reconocer que todavía no tengo un smartphone, un teléfono avanzado si lo preferís en castellano, pero últimamente empiezo a echar de menos tener uno, y he empezado a otear cómo está el mercado y qué opciones me pueden interesar más.

A día de hoy básicamente hay dos grandes opciones, un iPhone (mejor dicho Mac iOS) o un Android (de la marca que sea). La verdad es que es un poco dificil decidirse entre uno y otro, más aún cuando muchísima gente tiene un iPhone, y habla maravillas del móvil de Apple.


De todos modos estoy un poco más convencido por un teléfono con Android, al menos por ahora, ya que no sé qué pasará dentro de un tiempo con la plataforma Windows Phone. Entre los teléfonos con Android los que más me atraen son el Sony Ericsson Arc S y el Samsung Galaxy S II (este el que más). Lo malo, el precio.


Hace unos días, charlando con mi amigo Guibuu, le comenté que había visto varios iPhone 4 con la carcasa rota y muy mal aspecto, y que sus dueños me comentaron que había que tener mucho cuidado con que no se te cayera el teléfono al suelo.

La verdad es que no me había dado cuenta de este problema hasta ahora. Y es que la carcasa delantera y también la trasera son de vidrio. Un vidrio que llega hasta el borde, y que no está adecuadamente protegido por el canto, así que cuando se cae, la probabilidad de que se rompa el vidrio es muy alta.


La respuesta de mi amigo Guibuu fue enviarme este vídeo, de lo más clarificador. Es una prueba de lo más sencilla, dejando caer el teléfono al suelo desde diferentes alturas, comparando un iPhone 4S y un Samsung Galaxy S II. El diseño y cuerpo del iPhone 4S es igual que el del 4. No digo nada más, ved lo que sucede por vosotros mismos.

 





No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...